Se desarrollará del 1 al 4 de mayo en el Castillo de Belmonte (Cuenca). Se darán cita 500 competidores de 19 países, lo que contribuirá a "difundir por todo el mundo la cultura, patrimonio y gastronomía castellano-manchegas".

Fecha de publicación:1/05/2014

imagen_flashEl consejero de Educación, Cultura y Deportes del Gobierno de Castilla-La Mancha, Marcial Marín, ha mostrado su satisfacción por el “acierto” de que Castilla-La Mancha, concretamente el Castillo de Belmonte (Cuenca), haya sido escogido para albergar  el primer Campeonato Mundial de Combate Medieval que se celebra en España.
 
Así se ha pronunciado Marín esta mañana durante su asistencia a la ceremonia de inauguración de esta competición, en la que ha estado acompañado por el presidente de la Diputación de Cuenca, Benjamín Prieto;  el delegado de la Junta en la provincia de Cuenca, Rogelio Pardo;  y la alcaldesa de Belmonte, María Angustias Alcázar.
 
Esta cita deportiva, que se celebrará entre el 1 y el 4 de mayo, convertirá a Castilla-La Mancha -en palabras del titular de Cultura- “en la capital medieval mundial donde se unen historia y deporte”. “Además, contribuirá a difundir por todo el mundo la cultura, el patrimonio, las costumbres y la gastronomía castellano-manchega”, ha destacado Marín.
 
En este sentido, el consejero ha recordado que “nuestra tierra tiene multitud de rincones fantásticos como se pone de relieve hoy aquí, en esta fortaleza del Castillo de Belmonte, un enclave de enorme riqueza patrimonial”.