Aprobada una convocatoria de ayudas por valor de 2,3 millones de euros

Fecha de publicación:16/10/2014

imagen_flashEl consejero de Presidencia y Administraciones Públicas, y portavoz del Ejecutivo regional, Leandro Esteban, ha asegurado hoy que “el Gobierno de la presidenta Cospedal contribuye a mejorar la empleabilidad de los ciudadanos que tienen mayores dificultades de inserción en el mercado laboral”.
 
Así lo ha afirmado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, donde se ha aprobado la convocatoria de subvenciones para la realización de programas específicos para la formación de personas con necesidades formativas especiales, así como las que tengan dificultades para su inserción o recualificación profesional en el mercado laboral.
 
En esta modalidad, que va a contar con un presupuesto total de 2.330.000 euros, se incluyen las acciones formativas desarrolladas por entidades o centros que atienden a colectivos con dificultades de inserción en el mercado de trabajo.
 
Los objetivos que persigue esta convocatoria son potenciar la igualdad de oportunidades en los grupos más vulnerables de la sociedad; mejorar la empleabilidad de los trabajadores, especialmente los que tienen mayores dificultades de inserción laboral, y prestar mayor atención en elevar el nivel de las cualificaciones básicas, sobre todo entre nuestros jóvenes.
 
En esta modalidad también se incluyen acciones formativas de competencia en Matemáticas y de competencia en comunicación en Lengua Castellana, para facilitar el acceso a los itinerarios formativos de certificados de profesionalidad de nivel II, mejorando la cualificación de aquellos colectivos con mayores dificultades de inserción laboral.
 
Se estima que pueden participar en esta Formación Profesional para el Empleo unos 1.125 alumnos, que elegirán entre más de 75 cursos.
 
Los beneficiarios de esta convocatoria son: trabajadores de sectores profesionales o económicos en crisis y con especiales dificultades para la generación o mantenimiento del empleo; mujeres en sectores en los que se encuentran subrepresentadas; personas con necesidades formativas especiales derivadas de discapacidad; minorías étnicas o culturales; inmigrantes o emigrantes retornados; personas residentes en municipios de Castilla-La Mancha de menos de 5.000 habitantes donde no exista oferta de formación para el empleo financiada con fondos públicos; drogodependientes, exdrogodependientes y exreclusos.
 
Según ha explicado Leandro Esteban, podrán desarrollar esta modalidad III  las  entidades o centros que atiendan a colectivos con dificultades de inserción, al objeto de facilitar la igualdad de oportunidades de acceso al mercado de trabajo.