La Ley del Deporte de Castilla-La Mancha recoge las medidas de asistencia al deportista de alto nivel, ya que estos deportistas son un factor esencial para el desarrollo deportivo, como consecuencia del efecto de imitación que tiene, principalmente en el estamento del deporte base.